LÍNEAS VITALES

Daniel Custer

LÍNEAS VITALES


 


… Suena el despertador y lo primero que me viene a la cabeza es… ¿Nunca habéis tenido esa sensación de no pertenecer a ningún lado? Pues así me siento yo después de aquel accidente.


Os contaré qué sucedió aquel fatídico día.


Salía de casa en dirección al trabajo, como todos los malditos días de mi aburrida y monótona vida, completando mis tocs rutinarios y conduciendo ese destartalado coche, regalo de mi querido, y a la vez odiado padre. 


Conduje en dirección al centro de la ciudad, donde se encuentran nuestras oficinas de TMB, ya que al ser conductor de línea de autobuses debemos ir a fichar cada mañana, pasando por esa curva que siempre me helaba la sangre, hasta que ese día y sin esperarlo, literalmente saltó la liebre, haciéndome girar el volante bruscamente, saliendo despedido en dirección a mitad del campo, dando varias vueltas de campana y destrozando aquella chatarra.


Solucionando las gestiones, tanto del coche como las hospitalarias, me fui de vuelta a casa, ya que desde el trabajo me recomendaron volver a casa y descansar.


Aprovechando la ocasión, llamé a Greta, puesto que hacía tiempo de nuestra ruptura, algo dramática, después de años de noviazgo. Una infidelidad, de la que me arrepentiré toda mi vida, puso patas arriba todo, cancelando nuestro enlace de compromiso. Esta vez parecía más alegre, incluso conciliadora. Insinué de nuevo el volver a vernos y sorprendentemente dijo sí. Concretamos vernos la mañana siguiente y quizá, solo quizá, aceptara darme una oportunidad.


Pasé la tarde conversando con mis padres, retomando temas que teníamos pendientes y tratando de ponerles fin, quedando también para el próximo fin de semana.


También cerré un negocio pendiente y con buen presagio de futuro.


Para terminar el día encargué mi plato favorito, sushi.


Me fui a la cama con mi lectura de cómics pendiente, otro de mis tocs favoritos y a la espera de Morfeo, que me acompañe en mis sueños y quitarme esa sensación de muerte que me había acompañado desde que abandoné el hospital…


… Suena el despertador y lo primero que me viene a la cabeza es…


 


FIN


 

T'ha agradat? Pots votar i compartir-lo!